BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
¿Cómo puede un cristiano hacer que su vida cuente? Segunda Parte

D. Quema los puentes detrás tuyo. “Atad víctimas con cuerdas a los cuernos del altar” (Salmos 118:27). Hazlo tan difícil como sea por ti mismo, para no volver a conexiones que te alejarían de una vida de obediencia de todo corazón y devoción a tu Señor (Lucas 9:23).

E. No te desvíes. Muchos comienzan muy bien pero pierden la visión y resbalan retornando a la vieja rutina. Negocios bien pagos, materialismo, carreras interesantes, y muchas tentaciones morales te sacarán afuera. Matrimonios no sabios han sido la caída de muchos que hubieran sido discípulos. El diablo usará a cualquiera y cualquier cosa para desviarte de la senda de Dios para ti. El Señor Jesús dijo: "Ninguno que poniendo su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios" (Lucas 9:62).

F. Vive para servir. "El Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir" (Mateo 20:28). La verdadera grandeza está en servir a otros. No trates de estar en la línea donde se recibe. "Más bienaventurado es dar que recibir" (Hechos 20:35).

G. Corónale a Él como Señor de todo. Si Cristo reina en tu vida, cada día realmente contarás para la eternidad. El cristianismo es “no un placentero pasatiempo sino una búsqueda apasionante”. No es una vida fácil sino una lucha. No cuesta nada llegar a ser un cristiano, pero cuesta todo ser uno. No es popularidad sino persecución; no es confort sino una cruz. Pero es la mejor vida. Tú sirves al mejor de los Maestros. Tus recompensas son lo mejor, y disfrutarás tu trabajo aún más que tus salarios. Tus recompensas son maravillosas, tanto ahora como en la eternidad.
Te insistimos, por lo tanto, que des tu vida a Cristo. Dale lo mejor de ti, no retengas nada. Puede llegar a ser tu supremo gozo escucharle decirte al fin: "Bien, buen siervo y fiel... entra en el gozo de tu Señor" (Mateo 25:21).

Escrito por:   Dr. Lowel Davey.    Fecha de publicación  7/15/2010 6:30 AM
Número de visitantes  1316


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad