BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
Llamado al compromiso

… Ninguno que poniendo su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios. —Lucas 9:62
En los meses previos a la primavera, muchos centros de salud y gimnasios esperan que mucha gente se inscriba y que solo vaya pocas veces. No les importa si pagan la cuota y jamás vuelven. Pero el preparador físico Jesse Jones tiene un enfoque totalmente diferente. Si te inscribes y no apareces, da de baja tu afiliación. Dice: «Ahórrate el dinero. Ven a verme dentro de unos meses, cuando te tomes las cosas en serio. Mi pasión no es cobrar otros tres meses; … queremos que la gente asuma la responsabilidad de alcanzar las metas».
En Lucas 9:57-62, encontramos tres personas que le dijeron a Jesús que querían seguirlo, y todas recibieron lo que, al parecer, fueron respuestas ásperas del Señor: «… el Hijo del Hombre no tiene dónde recostar la cabeza» (v. 58). «Deja que los muertos entierren a sus muertos» (v. 60). «Ninguno que poniendo su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios» (v. 62). En cada caso, Jesús declaró el sacrificio y el compromiso requeridos para convertirse en sus discípulos.
Un hombre que admiro por ser un consagrado y sensible seguidor de Cristo dice que los creyentes deben estar «preparados para un compromiso y un cambio radicales». El Señor no solo nos llama a ponernos en acción, sino también a tomar en serio el llamado y seguir sus pasos.

Seguir a Jesús demanda todo y lo mejor de nuestra parte.

Escrito por:   Editores de Nuestro Pan Diario.    Fecha de publicación  5/1/2012 10:18 AM
Número de visitantes  1256


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad