BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
La guerra del cristiano - Segunda Parte

Un pastor asistió a una audiencia judicial para protestar por la construcción de una taberna cerca de su iglesia y de una escuela pública. El abogado de los dueños de la taberna le dijo: "Me sorprende verlo hoy aquí, reverendo. Como pastor, ¿no debería estar afuera cuidando sus ovejas?" El pastor contestó: "¡Es que hoy me toca luchar contra el lobo!" Son muchos los cristianos que cultivan solo un énfasis sentimental de "la paz y la buena voluntad", ignorando la batalla espiritual contra el pecado; esto significa que ya han perdido la victoria y que están trabajando para el enemigo. Nunca debemos olvidar la advertencia de la Palabra sobre los lobos rapaces que están listos para destruir el rebaño (Hch. 20:28, 29). La guerra del cristiano no es contra carne y sangre, sino contra enemigos en la esfera espiritual (Ef. 6:10-18), y las armas que utilizamos en esa guerra también son espirituales (2 Co. 10:3- 6). Satanás y sus ejércitos de demonios utilizan a personas para oponerse y atacar a la iglesia de Dios; y si no nos ponemos del lado de Cristo para estar firmes en El, ya hemos perdido la batalla. "El que no es conmigo, contra mí es", dijo Jesús. El pronunció esas palabra en un contexto de guerra espiritual (Mt. 12:24-30). Puesto que el apóstol Pablo usó muchas veces una imagen militar para referirse a la vida cristiana, no debemos ignorar la importancia del tema (Ef. 5:10ss.; 2 Ti. 2:1-4; Ro. 13:12; 1 Ts. 5:8). La victoria de Israel en Jericó ilustra tres principios de guerra y victoria espiritual que se aplican hoy a nuestra vida, sin importar qué retos estemos llamados a enfrentar. Antes del reto: recuerde que usted combate desde la victoria, no solamente por la victoria (Jos. 6:1-5) El soldado cristiano se encuentra en una posición de victoria garantizada porque Jesucristo ya ha vencido a todo enemigo espiritual (Jn. 12:31). Jesús derrotó a Satanás no solo en el desierto (Mt. 4:1-11), sino también durante su ministerio terrenal (12:22-29), en la cruz (Col. 2:13-15), y en su resurrección y ascensión (Ef. 1:19-23 .Y mientras intercede por su pueblo desde el cielo, El nos ayuda a madurar y a cumplir su voluntad (He. 13:20, 21); y "si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros?" (Ro. 8:31).
Aprenda usted a enfrentar la batalla y vencer, estudiando la Biblia y el curso Seamos Fuertes, lecciones disponibles en el Ciclo de Libros de la Biblia. Inscríbase hoy mismo y comience a estudiar Gratis y constantemente la Palabra de Dios.


Escrito por:   W. Wiersbe - Seamos Fuertes    Fecha de publicación  8/15/2012 4:15 PM
Número de visitantes  1780


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad