BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
¡Estar quieto y dejar que Él haga!

Confieso que esperar es para mí una de las cosas más difíciles para hacer, bien sea esperar a que me sirvan en un restaurante o a que salga un avión que se demora en despegar. Soy activo por naturaleza, y me gusta que las cosas sucedan a tiempo. Quizá esa es la razón por la que el Señor ha arreglado a menudo las cosas para que tenga que esperar. En esos momentos me vienen a la mente tres pasajes de las Escrituras que me alientan: "Espérate" (Rut 3:18); "Estad firmes" (Ex. 14:13); y "Estad quietos" (Sal.46:10).

"Espérate" fue el consejo de Noemí a Rut, y fue de verdad un sabio consejo. Rut no hubiera conseguido mucho siguiendo a Booz a todas partes, tratando de ayudarle a recordar sus promesas."Su fortaleza sería estarse quietos" (Is. 30:7). Nuestra naturaleza humana se pone nerviosa y queremos echarle una mano a Dios; y cuando nos metemos a hacerlo lo único que conseguimos es complicar más aún las cosas.

"Estad firmes" fue el mandamiento de Moisés al pueblo de Israel cuando el ejército egipcio los perseguía. No había necesidad de atemorizarse porque Dios tenía la situación bien controlada en su mano. Luego el Señor le mandó a Moisés que les dijera " que marchen" (Ex. 14:15) y El los dirigió con seguridad a través del mar. Hay un tiempo de estar quietos y otro de marchar, y debemos estar alerta para saber qué es lo que el Señor quiere que hagamos.

"Estad quietos, y conoced que yo soy Dios" (Sal. 46:10) es un gran antídoto para un espíritu inquieto. La palabra hebrea de la que traducimos " estad quietos" significa " quita tus manos del asunto, relájate". Es muy fácil para nosotros impacientarnos con el Señor y empezar a entrometernos en asuntos que debemos dejar en paz. El es Dios y sus manos pueden hacer lo imposible.  En cambio nuestras manos terminan enredando las cosas y complicándolas.
Booz se mantuvo bien ocupado trabajando a favor de Rut, y Noemí estaba segura de que no descansaría hasta que dejara arreglado el asunto. "Estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo" (Fil. 1:6). Alienta mucho mi corazón saber que Cristo está obrando sin cesar a favor de su pueblo al interceder por nosotros en el cielo (He. 8:34), y está obrando en nosotros, buscando conformarnos a su perfecta voluntad (He. 13:20, 21; Fil. 2:12, 13). ¿Se ha puesto usted a los pies del Señor de la mies, y confía en Él para que obre?  Una evidencia de su confianza es su disposición de estar quieto y dejar que Él haga su voluntad.
Aprenda más de la vida de Rut y Ester, estudiando la serie Seamos Dedicados. Encuentra este curso en el Ciclo de Estudios de Libros de la Biblia.

Escrito por:   W. Wiesbe - Seamos Dedicados.    Fecha de publicación  6/1/2011 4:14 PM
Número de visitantes  1305


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad