BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
Dios tiene el control

Todos nos hemos enfrentado a situaciones embarazosas, en las cuales se ha experimentado mucho temor, tanto así que nuestra fe ha tambaleado. Creo que no le ha ocurrido como a Job que en poco tiempo perdió todo lo que tenía, pero si ha estado ante días muy dificiles. Siente que le han declarado una guerra, está asediado por diferentes ángulos. Como humanos es normal tener miedo, dudas, y hasta nos desanimamos cuando llega la crisis. Es posible que hoy está ante ese momento duro en el que se encuentra como en un laberinto, no ve de inmediato una salida y desde su punto de vista no hay ninguna solución. Tenga muy claro que está bajo la protección del Todopoderoso, usted le pertenece, crea que esa situación que le agobia pronto será un testimonio más del poder de Dios manifestado a su favor. Ante esa contienda que trata de desestabilizar su ánimo, debe comprender que la acción en la guerra es de Dios, no suya. No es el momento para que usted luche. Preste atención a lo dicho por él :  “Estad quietos, y conoced que yo soy Dios…” Salmo 46: 10. La idea que se presenta en la expresión hebrea “estad quietos…”es “dejar de luchar”, declararnos incompetentes y permitir que Dios tome el control de la situación. Siendo así: ¿Por qué se abate, por qué se desanima, por qué se turba, por qué se aflige?  La recomendación de Dios está por sobre todo razonamiento humano. “Jehová peleará por vosotros, y vosotros estaréis tranquilos (Exodo 14: 14)   “Jehová vuestro Dios, el cual va delante de vosotros, él peleará por vosotros…” (Deuteronomio 1:30).  “…No temáis ni os amedrentéis delante de esta multitud tan grande, porque no es vuestra la guerra, sino de Dios. No habrá para qué peleéis vosotros en este caso; paraos, estad quietos…” (2 Crónicas 20: 15, 17). Aprópiese del acertado consejo que él le proporciona en este día. Usted no está aislado ni olvidado ante la misericordia de Dios, “Aunque afligido yo y necesitado, Jehová pensará en mí…” (Salmo 40: 17). Deposite toda su confianza en el Omnipotente, exprese su fe al decir como el salmista: “Aunque un ejército acampe contra mí, no temerá mi corazón; aunque contra mi se levante guerra, yo estaré confiado” (Salmo 27:3).  Regocíjese al saber que cuenta con el respaldo del Dios de ayer, de hoy, y de siempre.

Escrito por:   Saturno Colmenares - Locutor de BBN    Fecha de publicación  11/7/2012 4:00 PM
Número de visitantes  1432


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad