BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Datos de ingreso
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
Contraseña p/este sitio:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
Reparar un corazón roto

… me ha enviado […] a vendar a los quebrantados de corazón… (v. 1).
Lectura: Isaías 61:1-3

El Museo de las Relaciones Rotas, en Zagreb, Croacia,, está lleno de donaciones anónimas de recordatorios de amores que no funcionaron. Animales de peluche, cartas de amor enmarcadas en vidrios rotos y vestidos de novia hablan claramente de corazones partidos. Algunos visitantes se van llorando al pensar en lo que perdieron, mientras que otras parejas salen abrazadas y prometiéndose cumplir con lo que esperan uno del otro.
Isaías, el profeta del Antiguo Testamento, escribió: «El Espíritu de Dios el Señor está sobre mí, porque me ungió el Señor; me ha enviado a predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón» (Isaías 61:1). Cuando Jesús leyó este pasaje en la sinagoga de Nazaret, señaló: «Hoy se ha cumplido esta Escritura delante de vosotros» (Lucas 4:21). Mucho más allá de sanar una herida emocional, las palabras del profeta hablan de un corazón transformado y un espíritu renovado que nacen al recibir el regalo de Dios de «gloria en lugar de ceniza, óleo de gozo en lugar de luto, manto de alegría en lugar del espíritu angustiado» (Isaías 61:3).
Todos hemos experimentado remordimientos y promesas incumplidas. Sin importar lo que haya sucedido, el Señor nos invita a hallar sanidad, esperanza y nueva vida en Él.

Dios puede transformar las tragedias en triunfos.

Escrito por:   Editores de Nuestro Pan Diario    Fecha de publicación  5/26/2015 4:28 PM
Número de visitantes  33455


Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad