BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Datos de ingreso
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
Contraseña p/este sitio:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
¿Cómo somos santificados los creyentes?
Hemos echado ciertos fundamentos bíblicos para la espiritualidad; ahora hemos de volver a la investigación de nuestras responsabilidades personales que son esenciales para la práctica del verdadero vivir espiritual. En esta sección miraremos a varios y específicos sectores de responsabilidad, pero primero necesitamos contestar las preguntas: « ¿Qué es la santificación?» y « ¿Quién y qué santifica al creyente? ¿Qué es la santificación? La palabra santificar significa básicamente poner aparte. Tiene la misma raíz que las palabras santo y santificado. Tiene la santificación tres aspectos para el cristiano.

El primero se llama usualmente Santificación Posicional. Sencillamente es la posición de que goza cada cristiano en virtud de pertenecer a la familia de Dios por la fe en Cristo. Significa ser apartado como miembro de la familia de Dios y es verdad a pesar del grado de espiritualidad de uno. A los corintios carnales, con todos sus problemas de pecado, les escribió Pablo: « mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios (1 Co. 6: 11; los tiempos de los verbos griegos indican hechos cumplidos, no algo por alcanzar). Por lo tanto, hay un sentido en que todos los creyentes son santos porque están santificados (véanse también 1 Co. 1:2; He. 10: 10).

El segundo aspecto de la santificación es la experiencia constante o el trabajo progresivo de continuar aparte durante toda nuestra vida de cristianos.
Cada exhortación de la Palabra en cuanto al vivir santo se relaciona con este aspecto de la santificación (1 P. 1: 16), y este es el campo en que se mueve la espiritualidad bíblica.

Tercero está la lllamada normalmente última santificación.
Hay otro sentido en que no seremos completamente apartados para Dios hasta aquel día cuando veremos a Cristo y seremos semejantes a Él (1 Jn. 3:1-3). De modo que hay un aspecto de la santificación, llamado normalmente última santificación, que espera nuestra completa glorificación con cuerpos de resurrección (Ef. 5:26, 27; Jud. 24, 25).
La santificación progresiva es el proceso de maduración de una vida que refleja verdaderamente nuestra posición, mientras que la santificación última tiene lugar cuando nuestra práctica y nuestra posición están de perfecto acuerdo.

Recuerde: “En el momento en que recibimos al Señor como Salvador, Dios nos separa para Sí, instantáneamente, seguramente y para siempre”.

Autor: Charles Ryrie - Curso: Equilibrio en la Vida Cristiana - Estudie Gratis la Biblia - Inscríbase hoy. Para inscribirse en el Instituto Bíblico de BBN, ingrese a: www.bbnbi.org  - (Español) y luego haga clic en Ayudas a sus Preguntas. La Ayuda No. 1 dice Cómo Inscribirse.

Escrito por:   Charles Ryrie – Equilibrio en la Vida Cristiana    Fecha de publicación  11/1/2016 3:16 PM
Número de visitantes  11538


Previo: Agua y Vida
Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad