BBN Radio
Cómo Ir Al CieloRadioInstituto BíblicoChatRecursosIdiomasDonacionesContáctenos
Inscribirse|Acceso a los Cursos|Ayudas a sus Preguntas|BI Ayuda de Audio|Quienes somos|Herramientas|Testimonios|
Sector del estudiante
Entrada del estudiante
nombre del usuario:
contraseña:


¿olvidó su contraseña?
¿olvidó su usuario?
No es un estudiante aún
¡Dios desea que seas como un faro!
"…en medio de una generación torcida y depravada. En ella ustedes brillan como estrellas en el firmamento." Filipenses 2:15

El sábado 27 de septiembre, falleció a los 83 años de edad, el actor Paul Newman, un icono de Hollywood. No hubo quien faltara al momento de hacer un sincero homenaje a este excelente actor, quien además fue considerado como una excelente persona. De todos los comentarios escuchados, el que más llamó mi atención fue el que hizo Robert Redford, amigo y compañero de Newman, con quien hizo: "Butch Cassidy and the Sundance Kid", y "El golpe", dos películas que ya son un mito. Dijo Robert Redford: "Hay un punto en el que los sentimientos van más allá de las palabras. He perdido un verdadero  amigo. Mi vida y este país son mejores, porque él estuvo en ambos".
¡Qué impacto de un actor tan particular! Me llamó mucho la atención  esta frase. Por lo general, en los entierros las personas dicen cosas bonitas del difunto, que jamás se las dijeron en persona. Pero no fue el caso de Paul Newman. Porque las frases publicadas tras su muerte son similares a las que se podían leer durante su vida.  
¡Qué bueno sería que pudieran decir lo mismo de nosotros! ¿Cuál es el impacto que estás generando en la vida de quienes te rodean?¿Qué piensan de tu vida quienes te ven todos los días en el trabajo, o en  la escuela? ¿Puedes decir, como Pablo, que eres una estrella que brilla en el firmamento, que marca la diferencia?
Vivimos en la mediocridad de la comodidad y de los rincones, tratamos de pasar desapercibidos para que no se note nuestra presencia. Pero Dios nos pide todo lo contrario. No se puede ocultar  una luz, se hace notoria su presencia. Dios espera que nosotros seamos como ese faro, que nunca se apaga y que siempre está dispuesto a llevar a buen puerto a los barcos en alta mar. Pero a veces se nos apaga la luz y no reflejamos bien el brillo de Dios. Vivimos opacados, cómodos, y negociando nuestra espiritualidad con el pecado que más nos gusta.
Dios espera que tu vida sea como la de los cristianos filipenses, de manera que  puedan decir de ti: "Mi vida y este país son mejores, porque él estuvo en ambos".
 
REFLEXIÓN - Impacta con tu vida.

Escrito por:   Daniel Pérez Cliffe - Devocional PC.    Fecha de publicación  10/13/2008 10:30 AM
Número de visitantes  1834


Próximo: Temas Familiares.
Login                                                                                           Herramientas bíblicas   Derechos de autor   Privacidad